15.05.2019
Padel

Roby Gattiker, una leyenda del pádel argentino que se mantiene vigente

Fue parte de la 13º etapa del Circuito de la Asociación de Jugadores Profesionales de Pádel.


Roby Gattiker está convencido de dos cosas: del placer que le sigue generando entrar a una cancha de pádel, primero, y del promisorio presente y resurgir que transita “su” deporte en Argentina. “Yo le debo muchas cosas al pádel y verlo así es lindo”, afirmó entre un encuentro y otro en el Centro de Convenciones Arturo Frondizi en Vicente López, donde fue parte de la 13º etapa del Circuito de la Asociación de Jugadores Profesionales de Pádel.

La alegría de Gattiker, y de muchos otros jugadores de menor rodaje, se explica porque ve que el pádel en Argentina está volviendo a convertirse en lo que era. El ve un futuro. Su optimismo es fuerte, es tan fuerte que no cabe en su vitrina de trofeos, tan fuerte que ni siquiera los 11 campeonatos del mundo se comparan. “Es una especie de nueva realidad merecida. El pádel creció mucho en Argentina, luego en todo el mundo y acá había caído. Y ahora está volviendo a ser lo que fue y por mi parte me pone muy contento, por supuesto”, dijo el jugador que se ha ganado el rótulo de leyenda, por su destacado currículum de triunfos junto a Alejandro Lasaigues, con quien dominaron todos los torneos de pádel habidos y por haber durante siete años, llegando a perder solo dos partidos de 184. En esta 13° etapa, junto a Ramiro Nanni llegaron a cuartos, donde perdieron en sets corridos ante Chiostri Melgratti, N°1 del país y a la postre campeones del torneo

De 1992 a 1994 se construyeron alrededor de 30.000 canchas de pádel en Argentina. Este deporte, accesible y placentero, se jugaba alrededor del país. Tenistas de primerísimo nivel, como Gattiker, estaban cambiando de bando. Llegaban sponsoreos y se creaban torneos. Hoy la realidad vuelve a marcar un circuito ajetreado y múltiples torneos a lo largo de la temporada en todo el país, tratando de recortar distancias con un Circuito Internacional que ha crecido de forma exponencial.

“Este resurgir del Padel lo veo con una alegría tremenda, porque es un deporte totalmente inclusivo, donde todos la pasan bien jugando: se puede mezclar todo tipo de jugadores y de niveles”, afirmó el emblemático jugador nacional. ¿Cuáles son las sensaciones de seguir jugando para Gattiker, con 51 años? “Me consideran una leyenda pero son cosas que se dicen… yo sigo jugando y disfrutando”, aseguró con una sonrisa. “Cada partido para mi es un placer total. Competir con todos los que están subiendo, inclusive todos los que están ahora en el World Padel Tour que empezaron conmigo cuando eran todos chiquitos”, expresó.

Claro, para Roby es todavía más especial que lo acompañe su familia y que ellos estén afuera de la cancha siguiendo de cerca cada movimiento. “En este momento, ser papá en esta etapa es algo que me hace sentir totalmente lleno y es algo perfecto”, contó, y auguró: “Ojalá pueda hacerlo mucho tiempo más”.

Fuente: Ambito Financiero



Post img Post img Post img

OPINÁ SOBRE ESTA NOTICIA