11.09.2019
¿Maldad o accidente?

Sol Pérez vivió una noche de terror en los Martín Fierro de cable

A la influencer le hicieron una broma de mal gusto, tuvo un blooper con su look y la criticaron fuertemente por su vestido.


Sol Pérez (25) volvió a ser el centro de atención en una importante gala del ambiente artístico y no por su belleza ni su simpatía sino por su atuendo y dos tremendos percances en los que se vio envuelta.

Sucede que la famosa modelo, panelista y conductora asistió a la entrega de los Martín Fierro de cable con un particular look: un vestido verde por demás vistoso e inspirado en la influencer española Jessica Goicoechea.

Ese gesto le valió acusaciones de plagio por parte de Mariano Caprarola (45), quien también la llamó "groncha" y luego salió a disculparse. 

Sin embargo, el primer gran incidente en el que se vio envuelta Pérez se dio cuando ella mostraba su outfit junto a los panelistas de La Jaula de la Moda (Magazine TV, a las 18).

Es que en ese momento el reconocido asesor de modas y conductor televisivo Fabián Medina Flores intentó acomodarle el vestido pero no calculó bien y expuso a Sol ante las cámaras.

"Me lo tomé normal porque ya estoy acostumbrada a que me pasen cosas", opinó al respecto la panelista de Involucrados (América, a las 10.30), quien también expresó que no cree que Medina Flores le haya corrido el vestido a propósito.

Pero ese episodio quedó rápidamente en el olvido por culpa de otro suceso mucho peor. Es que la figura de América, quien estaba ternada por su labor en Online, programa que condujo el año pasado junto a Luis Piñeyro por KZO, fue la protagonista de un acto malicioso.

"En la quinta tanda (de la ceremonia) me levanto para ir a hacer las notas y una de las productoras que estaba al lado mío me dice 'Sol no te muevas porque tenés una remolacha en el asiento y te manchó todo el vestido'", contó Sol en Involucrados.

AA"Fue tremendo... parecía como si me hubiese venido... Dije 'qué mala suerte que tengo si yo no como remolacha'. ¡¡No lo podía creer!!", agregó indignada la también influencer.

"Hay que ser maldito para ponerle remolacha en el asiento y que la mujer se sienta que la van a mirar por estar manchada con sangre, que no se dé cuenta y todo el mundo piense 'no se puso protección'. ¡Es muy cruel!", opinó al respecto el conductor de Involucrados, Mariano Iúdica (49).

"Le saqué las manchas de afuera como pude", contó la también actriz al mostrar el vestido, aún sucio, que usó en la premiación del lunes. Y completó, triste e indignada: "Me quería morir. Dije '¿cómo me voy de acá sin que nadie diga que me vino y soy una sucia?'".

Fuente: Clarin



Post img Post img Post img

OPINÁ SOBRE ESTA NOTICIA