29.06.2020
Boxeo

Las viejas glorias del boxeo no se quieren rendir

De Mike Tyson a Maravilla Martínez, la lista de los que pretenden volver


El anuncio de la reaparición de Sergio "Maravilla" Martínez repone el debate sobre una tendencia que parece haberse acentuado en los últimos tiempos del boxeo: la voluntad de varias grandes figuras del pasado de reverdecer antiguos laureles y regresar a los rings. A pesar de que el sostenido avance de la Covid 19 ha encerrado entre gruesos signos de interrogación cualquier emprendimiento a futuro, además de Maravilla, viejas glorias como Mike Tyson y Evander Holyfield y, a nivel local, Jorge "Locomotora" Castro, Marcos Maidana y Lucas Matthysse han blanqueado su intención de volver a calzarse los guantes. Con fines presuntamente benéficos, pero también económicos.

Inactivo desde el 7 de junio de 2014, cuando el puertorriqueño Miguel Cotto lo venció por nocaut técnico en el 10º round en el Madison Square Garden de Nueva York y lo despojó del título de los medianos del Consejo Mundial y a los 46 años de edad, Maravilla Martínez retornaría en principio el próximo 22 de agosto ante un rival a designar en una velada que tendrá como marco las fiestas de la Virgen Grande de Torrelavega, una pequeña y pintoresca ciudad del norte de España. “No me importa no ser cabeza de cartel, necesito hacer el combate de regreso ya mismo, el tiempo corre en mi contra”, dijo Martínez, quien también será el promotor de esa reunión en la que será fondista su pupilo Sergio García, actual campeón europeo de los superwelters (69,854 kilos).

Martínez no tiene necesidades económicas. No está en bancarrota y ha invertido con criterio el dinero que ganó en el último tramo de su carrera. Pero parece tener demasiado tiempo libre. Y quiere ocuparlo haciendo lo que hizo con tanto suceso hasta hace 6 años atrás. Cuando dejó la actividad, su físico estaba estragado por la dureza de sus peleas y de sus rutinas de entrenamiento y sus piernas, su principal elemento defensivo, casi habían dejado de responderle. Pero por sus últimas declaraciones, todo eso forma parte de su pasado. Dice haber respondido bien a los trabajos que viene realizando en el gimnasio de Tinin Rodríguez, su nuevo entrenador. Habrá que verlo.

Si es preciso tomar con delicadas pinzas el retorno de Maravilla, la vuelta de Tyson merece todas las reservas. A los 53 años, un video en Instagram lanzando poderosas combinaciones de 6 o 7 golpes, reverdeció en el acto el recuerdo de aquel sensacional noqueador que conmovió al mundo del boxeo en los 80 y los 90.

Iron Mike adelantó que sólo estaría dispuesto a volver para hacer peleas solidarias a 5 o 6 rounds, no más que eso. Pero las mentes más despiertas del negocio, imaginaron que una tercera versión de su histórico duelo con Evander Holyfield (57 años), podría generar millonadas de dólares en concepto de derechos de televisión y patrocinios. "La gente quiere vernos frente a frente y yo estoy dispuesto a darles el gusto" dijo Holyfield justo cuando hoy se cumplen 23 años de aquella tristemente célebre pelea en Las Vegas cuando Tyson le mordió la oreja en el tercer asalto.

Los más ansiosos hasta imaginaron una gira mundial de peleas entre Tyson-Holyfield. Pero habrá que encontrar quienes estén dispuestos a asumir los riesgos de semejante operación comercial. Bob Arum, el legendario manager y promotor dueño de la Top Rank, duda de que en medio de la crisis económica mundial, haya gente interesada en pagar 80 o 90 dólares de pay per view para ver a dos veteranos pasados de moda y descartó cualquier idea de que Tyson haga una exhibición ante su contratado Tyson Fury, el inglés campeón mundial de los pesados del Consejo. 

En el mucho más modesto plano local, varias celebridades se subieron a la nave de regreso. Jorge Locomotora Castro (52 años) dijo que el propio Arum lo había llamado para que vuelva a enfrentar a John David Jackson en una remake de la sensacional pelea de 1995 en Monterrey (México), cuando Castro, con el rostro tumefacto y ensagrentado, noqueó en el 9º asalto, y que estaba considerando la oferta improbable. Lucas Matthysse (37 años) admitió que si le ofrecen algo grande y que valga la pena económicamente, podria reconsiderar su retiro que ejecutó hace menos de dos años, tras perder por nocaut técnico en 7 vueltas con Manny Pacquiao en Kuala Lumpur. Y la pandemia detuvo los planes de reaparición de Marcos Maidana (36 años), quien ya se estaba entrenando y pensaba reaparecer en abril en una exhibición ante Jorge Cali en Tecnópolis. 

Todos tienen la fantasía de volver a escuchar el rugir de las multitudes en los oídos y a contar dinero grande. Pero alguna vez Jack Dempsey, el mítico campeón de los pesados de los años 20, dijo que nunca se vuelve. Y nadie, hasta ahora, ha podido desmentirlo. Por más grande que se haya sido y se quiera volver a ser.

Fuente: Pagina 12



Post img Post img Post img

OPINÁ SOBRE ESTA NOTICIA